Ruta 66 un clásico que nunca muere-SliderPhoto

Ruta 66 un clásico que nunca muere-MainPhoto

La ruta 66 es también conocida como la Ruta Madre o la Calle Mayor de América. Puede que haya quedado un poco en el olvido, sus años de gloria ya pasaron, pero, definitivamente, merece la pena recorrerla. Comenzaron a construirla en 1926 y se convirtió en una de las carreteras más famosas de Estados Unidos. Conecta Chicago con Los Angeles y atraviesa 8 estados cubriendo 2.000 millas.

Aunque las autopistas modernas la han desplazado, la ruta 66 es, todavía, un recorrido que puedes disfrutar con tu familia. Hay muchos tramos que ya han desaparecido, pero existen ciudades, pueblos y personas que han conseguido preservar su encanto y su historia. No te olvides de traer una cámara para inmortalizar esta aventura y darle a los tuyos algo que rememorar en el futuro.

Lee también: 10 cosas realmente raras que hacer y ver en Texas #SiennaDiaries

Ruta 66 un clásico que nunca muere-Photo2

Si dispones de un par de semanas, puedes hacer todo el viaje completo, pero te recomiendo hacerlo por partes, como he hecho yo durante varios años. De esa forma puedes disfrutar de la experiencia con calma, como hacía la gente antes de que existieran las autopistas. La sección del Oeste tiene aún varios tramos de la ruta original y hay más cosas preservadas que ver, pero el tramo del Este también tiene guardadas algunas sorpresas. Por cortesía de Toyota, aquí tienes algunos de los puntos más importantes que he podido visitar. Estoy seguro de que tendrás tus propias historias que compartir acerca de esta gran parte de la historia norteamericana.

Ruta 66 un clásico que nunca muere-Photo3

HORA DE SALIR A LA CARRETERA
Todo empieza en Chicago (o termina, todo depende del punto en que empieces). Los mapas actuales no muestran muchos tramos de la ruta 66, pero puedes encontrar aquí detalles estado por estado.  Aunque mucho de la parte Este está ahora convertida en autopista, muchas de las ciudades y pueblos de la ruta original están señalados. Bájate de la autopista y podrás descubrir algunos lugares originales de la ruta 66.

Ruta 66 un clásico que nunca muere-Photo4

ATRACCIONES SALVAJES
Hay grandes trozos de la ruta 66 que mantienen su encanto y su espíritu intacto. Todavía hoy existen carteles y estatuas enormes que amenizan los costados de la carretera. Todavía se pueden ver serpientes cascabel y otras criaturas salvajes por ahí y, si tienes suerte, quizá puedas nadar junto a una ballena azul en Catoosa, OK.

Lee también: 10 cosas interesantes en Texas y cómo llegar a ellas #SiennaDiaries

Ruta 66 un clásico que nunca muere-Photo5

HOTELES Y MOTELES RETRO
Aunque algunos de los viejos moteles hace ya tiempo que no existen, hay varios pueblos al costado de la carretera invitando a los viajeros a una estadía. Verás incontables carteles a los largo de la ruta del tipo: Tucumcari esta noche con 2.000 Rooms. Tristemente, muchos de estos lugares apenas pueden mantenerse y pierden pasajeros que se alojan en hoteles de grandes cadenas repartidos a lo largo de la autopista.

Ruta 66 un clásico que nunca muere-Photo6

SI ESTÁS HAMBRIENTO, HAY MUCHO DONDE ESCOGER
Este slogan ha ayudado a muchos pueblos a lo largo de la ruta a mantenerse vivos y activos. Hay muchos restaurantes modernos pero también quedan aquellos otros tradicionales para los viajeros nostálgicos que desean un poco del sabor norteamericano de ayer.

Ruta 66 un clásico que nunca muere-Photo7

CARGAR COMBUSTIBLE
Por supuesto que vas a necesitar cargar combustible en algún momento. Antes, cuando el transporte era más amigable con el medioambiente, había que parar a menudo, afortunadamente quedan varias de aquellas gasolineras tan pintorescas… para verlas, porque ya no están en servicio. Así que, asegúrate de cargar combustible en algún otro lugar.

Lee también: 7 actividades divertidas para toda la familia en Tucson, AZ #SiennaDiaries

Ruta 66 un clásico que nunca muere-Photo8

¿YA HEMOS LLEGADO?
Si todavía tienes ganas de más, hay varios pueblos diseminados con museos temáticos de la ruta 66. Están repletos de cosas antiguas y retro, automóviles e historias sobre la historia y la gente que construyó este ícono norteamericano. Incluso si dispones de poco tiempo, apenas para un viaje corto, esto es algo que no te querrás perder. Especialmente ahora que está desapareciendo deprisa y no podrás hacerlo durante mucho más tiempo.

LAS RUEDAS
Continuando con los Toyota Sienna Diaries, tuve la oportunidad de recorrer parte de la Ruta 66 en Arizona. Había tramos largos y solitarios donde el Display Navigation 14 GPS del vehículo con Entune® se hizo invaluable. La pantalla táctil de alta resolución y reconocimiento de voz me resultaron esenciales para desenvolverme en este terreno desconocido. Como tenía una guía satelital, en ningún momento me perdí o estuve desconectado, incluso cuando ni siquiera tenía servicio de teléfono celular.

Ruta 66 un clásico que nunca muere-Photo9

Realmente estuve muy satisfecho con el panel multifunción que me permitía saber cuántas millas tenía por delante antes de quedarme sin combustible. Esto se hizo particularmente útil cuando recorrí un tramo de 100 millas sin estaciones de servicio o salidas a la autopista. Me había olvidado de cargar gasolina pero fui capaz de encontrar una gasolinera usando el GPS. Nota: chequea siempre cuánta gasolina tienes antes de partir.

Después de un descanso continuaré mi viaje maravilloso y encontraré otra aventura en California.

Nota del Editor: Este artículo forma parte de los Toyota Sienna Diaries. Toyota provee al autor con un vehículo por tres meses como parte de los #SiennaDiaries. Todas las opiniones con respecto al vehículo son propias del autor.

Fotografías cortesía de Franck Fotos

0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *