Pillow-Talk-How-to-Pick-the-Perfect-Pillow-for-Great-Sleep-MainPhoto

Pillow-Talk-How-to-Pick-the-Perfect-Pillow-for-Great-Sleep-MainPhoto

¿Alguna vez te preguntas si estás durmiendo con la mejor almohada? ¿Estás despertando con tortícolis? ¿Te despiertas para volver a acomodar tu almohada demasiadas veces por la noche? Entonces, odiamos decírtelo pero puede ser el momento para que consigas una nueva almohada. Dado que pasas una buena parte de tu vida durmiendo (o tratando de dormir), una de las mejores maneras de asegurar dulces sueños es encontrar una almohada que simplemente ames abrazar o dejarte caer en ella. Pero, ¿qué almohada? Estos días parece que la industria de las almohadas están prometiendo el sueño de tu vida con almohadas caras que no parecen hacer el truco y te confunden con todo sus  hilos, texturas, fibras, tamaños y durabilidad. Ten la seguridad de que no hay investigación que pruebe que un tipo de almohada es mejor que otra. Todo se reduce a cuál es la  más cómoda para ti, la persona que duerme en ella.

El doctor James Maas, profesor e investigador del sueño de la Universidad de Cornell dijo a The New York Times que una buena almohada debe durar hasta 10 años y que tú puedes poner a prueba a tu almohada para saber si está pasada de moda, o si incluso si es la mejor almohada de todas. ” Tomas tu almohada, dóblala por la mitad. Si no salta hacia delante y se abre al instante por sí misma, tienes una almohada muerta. Reemplázala. “

Lee también: 15 razones por las que deberías escribir tus sueños

Pillow-Talk-How-to-Pick-the-Best-Pillow-for-Great-Sleep-photo2

Las almohadas están disponibles en plumas, fibras sintéticas / poliéster y espuma. Las plumas naturales de ganso te durarán un tiempo, pero son caras. En versiones de buena calidad, busca un indicador llamado “fill power,” éste hace referencia a la cantidad de relleno que la almohada tiene. Por lo general, cuanto más relleno, más gorda y más duradera será la almohada. Una opción económica serían las almohadas de fibra sintética / poliéster, que generalmente son hipoalergénicas y se pueden lavar en la lavadora. Si te gusta un apoyo más firme, las que son de espuma esponjosa de memoria y almohadas Tempur Pedic son justo lo que necesitas.

El portavoz de la Academia Americana de Cirujanos Ortopédicos doctor y cirujano ortopédico, Rocco Monto dijo a Health.com: “Una buena almohada debe llenar la brecha entre la cabeza y el cuello y el colchón, y asumir de manera dinámica las formas durante los cambios de posición mientras duerme”.

Pillow-Talk-How-to-Pick-the-Best-Pillow-for-Great-Sleep-photo3

Así que, ¿cómo duermes? La forma en la que duermes afectará la altura de la almohada y diferentes posiciones requieren de diferentes tipos de apoyo. Por ejemplo, si tu duermes boca arriba o boca abajo, elige una almohada que esté  más plana; esto ayuda a mantener la alineación del cuello de manera correcta. Si duermes boca abajo, debes entrenarte a no hacerlo ya que pones a tu cuello de una manera no natural. Piénsalo de esta manera: es como poner un libro boca abajo sobre la mesa; es terrible para la columna vertebral del libro. ¿Te gusta dormir de lado? Entonces una almohada superior (que cubre el hueco entre la cabeza y el cuello) debería funcionar mejor para ti.

Si sufres de dolor de cuello, las almohadas ortopédicas están diseñadas para mantener la curva natural de tu cuello, mientras que las almohadas cervicales (son almohadas en forma de roll-diseñadas para aliviar la tensión del cuello) manteniendo la forma natural de la cabeza y el cuello mientras duermes.

En lugar de comprar tus nuevas almohadas ciegamente en-línea sin haberlas probado primero, ve a una sala de exposición de almohadas o colchones cerca de ti ya que la mayoría te permitirá probarlas antes de comprarlas. Los sueños más dulces están hechos en las mejores almohadas.